El Galaxy Note 7 no podrá volar (en avión)

No conforme con la cancelada llamada a reposición de los dispositivos, dado que se siguieron reportando eventos "explosivos" en los dispositivos cambiados, ni al retiro de soporte por parte de Oculus para su aplicación de Realidad Virtual, la Administración Federal de Aeronavegación le sumó una mancha más al tigre de decepción que viene sufriendo Samsung debido al Galaxy Note 7

Al mediodía del 15 de Octubre del corriente año, la FAA redactó la Orden de Prohibición / Restriccion N° FAA-2016-9288 en la que se prohibe tajantemente el ingreso de cualquier pasajero con un Note 7 a cualquier aeronave de cualquier aerolínea que sobrevuele dentro de su jurisdicción, léase, todos los vuelos sobre cielos estadounidenses. 

Esta prohibición no permite llevar dicho teléfono consigo, ni en los bolsos o carteras personales, ni en el equipaje despachado y ni siquiera como carga. Si bien se podría llevar el dispositivo apagado en todo momento, la FAA otorgó poder a las aerolíneas para "negarle el vuelo a cualquiera que posea dicho dispositivo"

Se pueden extender multas de hasta 179 mil dólares, o hasta 10 años de prisión si se falla en acatar esta prohibición, ya que la orden redactada cae sobre instancias de dos leyes federales americanas que así lo dictaminan. 

Los pasajeros que provengan de destinos donde esto todavía no es ley, o incluso, donde el asunto "explosivo" del Galaxy Note 7 es desconocido aún e ingresen a cielo americano, no pueden comenzar su viaje si poseen un Note 7 consigo. Esto se expresa detalladamente en las "preguntas frecuentes" del anuncio de la FAA. Debe ser cuestión de tiempo que, para evitar inconvenientes, se haga global la prohibición, y Samsung siga sufriendo más golpes a su ya desprestigiada imágen.