Lenovo y Google se unen por la realidad aumentada

Las estrategias para aumentar las ventas están a la orden del día. No importa, si hubo peleas que parecían irreconciliables: en el mundo de los negocios todo es posible. Recientemente Lenovo informó que se uniría con Google para llevar la realidad aumentada a distintas términales entre las que figuran los teléfonos móviles. Al mismo tiempo que anunciaba la retirada del mercado de la marca Motorola.

Lo primero es lo primero. La tecnología de realidad aumentada en los móviles no es una novedad. Este tipo de innovación ya es usada por muchos usuarios en el mundo para la vida cotidiana. Sin embrago, la novedad se da en los aportes que la empresa dueña de la obsoleta marca Motorola, puede aportar.

De esta forma crearán nuevas terminales que permitan la aplicación de lo que se viene en el futuro: la realidad aumentada. Enmarcados en el Proyecto Tango, donde Google trabaja para el desarrollo de la tecnología, piensan junto a Lenovo en cómo darle un uso práctico, cotidiano y por supuesto con un fin comercial. Al parecer, Microsoft ya les ganó de mano con la llegada de HoloLens que ha tenido muy buen reconocimiento en los mercados, lo que daría la pauta a los sucesores de que se tratará de un desarrollo que aumentará sus cuentas bancarías.

En el último CES (Consumer Electronics Show) el evento que permite marcar tendencia en cuanto a la tecnología que se consumirá cada año; permitió que las dos empresas fusionadas se lucieran con una demostración. La prueba consistió en la medición de una pared completa usando la realidad aumentada con fines prácticos y que permita mejorar la labor de cualquier trabajador.

Así el vicepresidente de la firma Lenovo expresó su deseo de poder contribuir a que la novedad de realidad aumentada pueda ser utilizada en cualquier terminal que el usuario desee.

La realidad aumentada ya está aquí y su explosión se daría en los próximos años.

SOBRE EL PROYECTO

El proyecto trabaja sobre como brindar soluciones prácticas en un entorno 3D, para móviles. El estudio The Project Tango, se estudia sobre un teléfono móvil con capacidad para captar el entorno que lo rodea. Así el móvil usa sus cámaras y sensores para analizar el área más útil para el usuario corriente.

El celular tiene un potente chip de la empresa Movidius. Este chip está instalado en un sistema operativo Android que dispone de una cámara con un sensor de profundidad que le permiten captar tridimensionalmente el espacio y una segunda cámara para el control de movimientos. Este hardware permite captar en tiempo real las distancias, la profundidad y los espacios entre objetos. 

Las posibilidades de esta tecnología son muy interesantes así como variadas. Estás van desde ayudar a personas no videntes a localizar objetos en una habitación hasta para aplicaciones más triviales, cómo pueden ser las del  mundo de los videojuegos. Además, podrían ayudar a acelerar la inserción de robots en ámbitos laborales y personales; o como ya pudo comprobarse a lo largo de la investigación, para que la policía pueda a través de un láser acceder a pruebas incriminatorias en la escena del crimen, que ayuden a resolver casos delictivos.

Por el momento el proyecto se encuentra en plena etapa de desarrollo pero se espera en poco tiempo más, nuevas pruebas que ayuden a mejorar la calidad, que será asistida por desarrolladores que aportarán ideas.

Imagen: prensa Lenovo